Acá les dejo una ideal genial, hecha con una puerta reciclada, con mi mamá hemos estado trabajando en este proyecto súper entretenido, ideal para ponerlo a la entrada de la casa, sirve de perchero y espejo.
Necesitas:
Una puerta vieja o que no se utilice.
Silicona
Espejos
Pintura acrílica
Ganchos tipo cáncamos
Una lija
Es fácil, primero debes limpiar la puerta y lijarla, luego píntala del color que quieras, una vez seca, lija ciertas partes para dar el efecto de envejecida, pega los espejos a medida e instala los ganchos.

(Visited 59 times, 1 visits today)