Esta lámpara estaba en casa de mi abuela hacía mucho tiempo, después de fallecer, se estropeó en un trastero, pero hemos conseguido recuperarla.

En origen estaba muy oxidada.

Desmontamos todas las piezas y las limpiamos con vinagre. Después, pintamos con un spray de pintura blanca anti óxido (dos capas).
Finalmente, pusimos todas las piezas limpias y agregamos ampolletas redondas en lugar de alargadas, para darle un toque mas moderno a la pieza, ya que, de por sí es bastante barroca.

Hubo que comprar un embellecedor para colocar en el techo, casquillos nuevos, velones y algunas cuentas de vidrio para que el resultado fuera el de antaño.
El resultado me encanta! Si mi abuela la viera le encantaría!!!!

(Visited 39 times, 1 visits today)